Qué comer cuando nuestro cuerpo nos pide comida «prohibida» YA

comer sano

Todas nosotras al menos una vez en la vida nos hemos sentido la necesidad de comer algo y comerlo YA, suelen ser alimentos “prohibidos” que sentimos necesitar cuando estamos tristes, estresadas o porque los eliminamos en las dietas estrictas y para evitar sentirnos culpables hemos usado la tan manida frase “es que me lo pide el cuerpo».

Solemos asociar estas comidas con un estado de felicidad y calma, el azúcar aumenta la secreción de serotonina, cuya carencia se asocia con depresiones y ansiedad, los snacks, sus sustancias «adictivas» ejercen un efecto relajante…

Pero sabes realmente lo que tu cuerpo te está pidiendo? A veces confundimos hambre con sed, y la mayoría de estos “antojos” se pasan unos 10-15 minutos después de haber tomado un gran vaso de agua….Otras veces es cierto que el cuerpo nos pide algo pero no es lo que tu crees…

comer sano

 

Qué comer… Si estás deseando dulces …

Esto significa que su cuerpo realmente necesita cromo, magnesio, vitaminas del grupo B y triptófano. En vez de darte un banquete de chocolate, bollos y gominolas puedes conseguir recargar las pilas con fruta fresca, queso y patatas dulces. Este deseo de dulce, también puede significar que estás cansada. Para un momento y evalúa cuánto estás durmiendo últimamente o si estás en un periodo de mucho estrés. En lugar hacer estragos en la despensa o peor en la maquina del vending, échate una siesta si es posible. O bien, sal a dar un paseo relajarás la mente y aumentarás tus niveles de energía. Si aun así sigues queriendo dulce, tomás una oncita de chocolate en vez de tragarte toda la tableta, conseguirás satisfacer tu paladar sin tener luego remordimientos y culpa.

 

Qué comer… Si estás deseando carbohidratos …

Esto significa que su cuerpo necesita nitrógeno, fibra y glucosa, toma alimentos ligeros ricos en proteínas como pescado, un puñadito de  frutos secos, (almendras, nueces , etc…). También puede ser que las ansias de carbohidratos, vengan de que si estás siguiendo una dieta muy restrictiva probablemente haya sido es lo primero que dejaras de comer. Si este es el motivo, asegúrate de aumentar la ingesta de hidratos (lo ideal es que sean integrales)  y asegurarte que estás comiendo cada grupo de alimentos con moderación para evitar el festín de la galleta que te hará sentir mucho peor que, por ejemplo, una tostada de pan integral con tomate.

 

Qué comer… Si estás deseando Patatas fritas, refrescos o pizza

Y en general  todo lo que consideramos comida basura, significa que su cuerpo necesita calcio.

En su lugar, lo que tu cuerpo REALMENTE necesita es una ensalada de col rizada,  brócoli al vapor, unas nueces. Puede que no suene tan bueno como unas papas fritas, pero te hará sentir mejor,  por no hablar de libre de culpa.

 

Qué comer… Si estás deseando cafeína

Tu cuerpo te está pidiendo sal y hierro. Para obtener estos nutrientes de manera saludable, come carnes magras como el pollo o el pavo y huevos. Si se puede, una gran opción en este caso sería hacer una tortilla de verduras. Las ganas de cafeína también puede significar en realidad que estés deshidratada. Toma un vaso entero de agua antes de llegar a esa segunda (o tercera) taza de café te darás cuenta de que no lo necesitas.

 

Qué comer… Si estás deseando alimentos salados

Esto significa que su cuerpo necesita de elecctrolitos, ¡fibra y agua amigas!

Esencial para mantener una digestión saludable. Evitar las bolsas famliares de patatas fritas o saladitos, y toma verduras frescas unas crudités con salsa de yogur por ejemplo. Un sándwich de atún o salmón para el también son una buena opción para hacer frente a un antojo de sal.

Lleva siempre un puñadito de almendras o una pieza de fruta, para los antojos y que cuando decidas tomar un dulce o un poco de fritanguita basura sea para darte un caprichito siendo consciente de que no es tu cuerpo el que te lo pide sino tu paladar!

 

Obviamente cortar alimentos específicos de tu dieta hace qu quieras esa comida aún más. Es por eso que debes permitirte al menos un poco de cada comida que te gusta una vez a la semana!

¿Azúcar blanco o moreno? Todo lo que debes saber

Si me preguntas si soy más de dulce o de salado, te contestaré sin dudarlo ni un momento: de dulce. Eso sí, dulce, pero con cabeza. Son muchos los productos que tenemos a nuestro alcance para darle dulzor a nuestras comidas, siendo el más habitual el azúcar blanco y el moreno. ¿Cuál es la diferencia de estos dos productos? Te lo contamos:

Azúcar blanco (azúcar refinada)

Este producto, que se obtiene de la caña de azúcar, está rodeada de polémica ¿Es bueno tomarla? ¿Es perjudicial para nuestra salud? Comenzaremos diciendo que las moléculas que la componen, la glucosa y la sacarosa,  son carbohidratos, el alimento de nuestro  cerebro y por lo tanto debería ser más que recomendable su consumo. ¿Cuál es entonces el problema? El producto que se obtiene directamente de la caña, tiene bastantes minerales, por lo que podría considerarse como un alimento saludable. El problema viene en que durante el refinado se pierden todas estas propiedades (piensa que originalmente ni si quiera es blanca). El proceso del refinado consiste de manera simplificada, en picar el producto extraído de la caña hasta tener una mezcla muy fina, para después calentarlo a altas temperaturas una vez obtenido el jugo de dicha mezcla, y después se le agregan otros componentes (huesos o dióxido de azufre). De dicha mezcla se obtendrá el azúcar blanco que llega a tu mesa.

azúcar blanco

Diversos estudios han mostrado que su consumo elevado causa diversos trastornos, entre ellos el más aceptado es el aumento de peso y  la resistencia a la insulina que puede conducir a desarrollar una diabetes tipo 2. También hay evidencias, aunque no exentas de polémica, de que es un potente aliado en el desarrollo o crecimiento de algunos tipos de cáncer.

Azúcar moreno

El azúcar moreno también proviene de la caña pero a diferencia del azúcar blanco, ésta no es sometida al proceso de refinado. Sí que pasa por el paso de la cristalización, pero ahí termina la cosa. El resultado es que tenemos un producto mucho más natural, con consecuencias menos nocivas para la salud.

Uno de los problemas que tiene, es que muchas veces vemos productos en el mercado vendidos como «azúcar moreno» y lo que nos están vendiendo es un azúcar refinado al que han añadido ciertos productos (melaza) a modo de «tinte» para darle su aspecto característico. Debemos ser precavidos a la hora de hacer la compra para que no nos engañen. ¿Cómo saber si el azúcar moreno ha sido refinada? Tendrás que buscar información del producto.

Como alternativa te proponemos esta opción: azúcar panela que puedes adquirir a través de la web de Intermon Oxfam, y además estarás colaborando con el comercio justo. La puedes adquirir también en Carrefour. Está traída de Ecuador y no ha sido sometida a ningún tipo de refinado. La panela tiene potasio, hierro, calcio, fósforo, zinc, cobre y vitaminas, pero no podemos olvidad que su aporte calórico es bastante elevado (unas 330 calorías por 100 gramos).

 

Azucar panela Intermon Oxfam

Conclusión: si optas por azúcar, mejor integral, pero ¡ojo! ten cuidado con que no haya sido sometida a procesos de refinado. 

La verdad sobre los smoothies verdes

 

A estas alturas todos sabemos lo que es un Smoothie, es posible que a priori no lo escribamos bien, pero ya nos va sonando el asunto.

Ya lleva mucho tiempo integrándose en nuestra sociedad, de manera constante y poco ruidosa. Por eso no es de extrañar, que en el mismo herbolario donde acudes prácticamente todos los meses, y echas una ojeada a la sección de libros. De repente son todos verdes, con hojas verdes en las portadas y pero aún vasos cuyo contenido es verde. ¿Qué es todo esto?

Pues bien, son los Smoothies verdes, básicamente es combinado de fruta,vegetal y agua. Donde siempre gana protagonismo el color verde del vegetal, casi siempre hoja. (espinaca, menta..)

Pensando en los hábitos alimenticios de este país detenidamente, me cuesta creer que la cultura del Smoothie se esté ganando sus propios adeptos que aunque, con un porcentaje pequeño ya existe aquí en España.

Aquí en la cultura del “tapeo” y venimos a decirles que beber vegetales crudos es tendencia y muy bueno para la salud. Hace unos años, mi padre que lleva la transgresión mimetizada en su ADN, vivía en Andalucía catedral de la tapa. Y como no era de extrañar, ante un entorno que no es con el que mejor se identificaba mi padre en cuanto a costumbres y maneras de disfrutar la vida, se produjo, lo que es normal. Su propia radicalización llevando al máximo exponente sus costumbres y hábitos. Uno de ellos era, picar entre horas, lechuga. Si lechuga a palo seco tal cual de la bolsa. Brotes de hojas crudas que se llevaba a la boca como si de una bolsa de papas se tratara. Claro está era terriblemente criticado y acosado, tachado como la persona más rara de todos los tiempos.

Pero sin embargo… ahora, ahora es muy distinto, ahora puedes hacer lo mismo. Pero todo batido y  a poder ser en un recipiente muy trendy y newyorkino. Entonces si, eres una persona interesante y con carácter que se cuida y se preocupa de su salud. Aunque luego seas la persona más sedentaria del mundo.

bottle-852136_640

Recipiente de la tienda My Bottle Shop

A continuación voy a citar las ventajas prácticas de los Smoothies verdes, no las ventajas que ponen en todos los libros, sino las más prácticas, esas que si te pueden resultar prácticas además de saludables.

  1. Si vives solo, o en su defecto en pareja, compras una bolsa grande de hojas de espinacas, y te toca tirar la mitad cada semana. La solución es un smoothie de espinacas con plátano.
  2. Si trabajas y después no llegas a casa hasta la noche, si te pasas el día fuera y tienes que comer de tupper y has renunciado a las ensaladas porque la hoja no te llega bien al medio día, puedes optar por acompañar tu comida por un smoothie verde y tomar de esta manera tu ración de hoja verde.
  3. No te gusta nada las verduras, y las ensaladas realmente tampoco, con un gran vaso puedes quitarte del medio ese “mal trago” porque sabes que? bajo esa apariencia verde, el Smoothie va acompañado del sabor dulce de la fruta o frutas que hayas decidido mezclar. Que no te engañe el color marciano.
  4. Estás a dieta, y es un maravillosa forma de matar el hambre entre horas.
  5. No estás a dieta pero trabajas todo el día cara al ordenador, si por ti fuera estarías picando todo el día cualquier cosa, en vez de eso, no paras de hacerte cafés. Pues una bonita alternativa es tener un gran vaso de Smoothie verde cera o bidón. Creeme tus compañeros de la oficina se acostumbrarán.

Y un último consejo. No lo hagas por moda, se objetivo, si la idea te parece atractiva, estamos hablando de fruta, agua y vegetales, salvando las intolerancias puntuales y personales de cada uno, por norma general no se me ocurre mejor manera de meterle nutrientes de calidad al cuerpo.

Investiga, lee, juega, elabora…hazte un top ten de los sabores que más te gustan. Mi preferido es para verano, melocotón, espinaca y plátano. Mis compañeras de oficina y yo aún no hemos encontrado las cantidades exacta que más nos guste.

Seguiremos investigando.